Ir al contenido principal

Mi mayor recompensa debe ser que otros crean en Cristo.



Amamos estar con nuestros mejores amigos o nuestros compañeros de clase y queremos estar 24/7 con ellos.  Pero siempre llega el momento de despedirse, en el cual cada uno debe volver a su casa y eso de verdad no es lo más agradable. Esta situación se vuelve aún más difícil si existe una separación física por largo tiempo. Nos duele la separación, no queremos alejarnos de quienes amamos.

Así lo sentía Pablo y lo dejó explícito en su carta, demostrando cuánto anhelaba estar con los hermanos de Tesalónica. Lo leemos finalizando el segundo capítulo:

Amados hermanos, después de estar separados de ustedes por un breve tiempo (aunque nuestro corazón nunca los dejó), hicimos todo lo posible por regresar, debido a nuestro intenso anhelo de volver a verlos. Teníamos muchas ganas de visitarlos de nuevo, y yo, Pablo, lo intenté una y otra vez, pero Satanás nos lo impidió.

1ª Tesalonicenses 2:17-18 (NTV)

¿Lo has leído? ¡Anhelaba tanto estar! Pero con profundo dolor afirma que Satanás impidió ese encuentro. No sabemos si fue oposición, enfermedad, complicaciones en el viaje, pero miremos cómo termina este mensaje y descubramos juntas la luz.

Después de todo, ¿qué es lo que nos da esperanza y alegría?, ¿y cuál será nuestra orgullosa recompensa y corona al estar delante del Señor Jesús cuando él regrese? ¡Son ustedes! Sí, ustedes son nuestro orgullo y nuestra alegría

1ª Tesalonicenses 2:19-20 (NTV)

Espera, ¿Qué relación tiene una cosa con la otra? ¿No debería Pablo estar maldiciendo  a Satanás por haber impedido el viaje? ¿Acaso no debería expresar su enojo y malestar porque alguien frustró sus planes de estar con la que gente que él amaba?

Pues no.  Al final expresa fervorosamente cuál es el motivo de su gozo. La primera vez que lo leí sentí como que Pablo tenía emociones encontradas, así como cuando tenemos dos noticias, la mala y la buena.  Pero las dos terminan siendo positivas.

Aclaro que no estoy suprimiendo el dolor de Pablo, simplemente veo cómo el respiró profundo, “contó hasta diez” (quienes han tenido que hacerlo entenderán, jaja) y dijo esto:

“…pero Satanás nos lo impidió. Después de todo…”

Después de todo

En esta frase entiendo que, en vez de enojarse y maldecir, se enfocó en lo eterno, fijó su mirada en Jesucristo. Pablo entendió que si esta vez no podía ser, podría haber alguna otra oportunidad, ¡pero no solo eso! Él afirma que no solo los verá, sino que los tesalonicenses son su recompensa, su gozo -como lo traduce la RVR60.

Para Pablo, la máxima recompensa por su ministerio (que significa servicio) no era el dinero, el prestigio o la fama, sino los nuevos creyentes, los nuevos hijos de Dios cuyas vidas habían sido cambiadas por la gracia de Dios, a través de la predicación del evangelio. ¡Por esto anhelaba verlos! Él quería instruirlos, animarlos a esforzarse en la gracia, a crecer en el conocimiento de Cristo, quería exhortarlos a amar a su hermano, pero también a su enemigo. Quería predicar a Cristo crucificado. (1ª corintios 2:2)

Mi querida hermana, por encima de cualquier realización personal, ministerios, títulos o cargos, viajes o esposo e hijos, tu mayor recompensa y gozo debe ser que por haber sido obediente y fiel al Señor en sembrar Su palabra, otros lleguen a creer en Cristo y a crecer fortalecidos en Él.

Busquen el reino de Dios por encima de todo lo demás y lleven una vida justa, y él les dará todo lo que necesiten.

Mateo 6:33 (NTV)

Te animo a que tomes ese versículo como un desafío.





ACERCA DEL AUTOR




Antonella Azuaga
Tiene 21 años y sirve al Señor a través de Mujer Virtuosa, escribe para llevar las buenas noticias a los quebrantados y afligidos. Es parte la congregación más que vencedores, vive en Paraguay junto con su familia, quienes también apoyan la familia de Ama a Dios Grandemente.

Comentarios

También te recomendamos leer:

Sé Valiente - descarga tus materiales

"Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas". Josué 1:9 A todas nos gustan las historias de valentía y heroísmo porque en ese héroe o heroína vemos algo que nos falta, deseamos parecernos a alguien que es noble o audaz, justo o audaz, y deseamos poder ser así. Muchas, si no todas, hemos experimentado un miedo que nos ha impedido tomar un camino desconocido. Sabemos el tipo de debilidad que puede hacernos rendir o ni siquiera intentarlo. También hemos experimentado una cobardía que nos hace dudar, sentirnos abrumadas y alejarnos de lo que Dios quiere que hagamos. Entonces, cuando leemos o vemos historias de heroísmo y valentía, nos animamos. Cuando observamos a alguien tener coraje en medio del miedo, sin desanimarnos en medio de la adversidad, y resueltos en medio de la debilidad, nos sentimos inspiradas a ser valientes. Pero esta valentía suele durar poco porque la motivación terrenal …

La batalla de toda cristiana

El plan de lectura para nuestro estudio ¡Sé VALIENTE! inicia con los versículos 11 y 12 del capítulo 6 de la primera carta de Pablo a Timoteo, que en mi biblia, y tal vez también en la tuya, tienen como encabezado: ‘’La buena batalla de la fe’’. Me llama la atención que el apóstol enumera cosas de las que debemos huir, y otras que debemos seguir. Lo primero que leemos en el v 11 es:

“Mas tú, oh hombre de Dios, huye de estas cosas”

¿Cuáles son aquellas cosas de las que Timoteo, como hijo de Dios, debía huir? Las podemos encontrar al inicio del capítulo, y son:
➥ Deshonra a las autoridades (vs.1-2) ➥ Lucha de argumentos (vs.4-5) ➥ Doctrinas falsas (v. 4) ➥ Falsos maestros que se aprovechan (vs. 5-9) ➥ Amor al dinero (v. 9)

Todas estas cosas, definitivamente, son un estorbo para poder pelear la buena batalla de la fe.

Continuamos leyendo:
“Persigue la justicia y la vida sujeta a Dios, junto con la fe, el amor, la perseverancia y la mansedumbre.” (v 11 NTV)
¿Dónde podremos encontrar todos esto…

Valiente para hacer el bien

¿Qué es el bien? ¿Qué es ser valiente? Piensa por un momento en alguna persona, héroe o heroína, que te haya impactado. ¿Cómo es su vida? ¿Qué es lo que llama tu atención? 

Los versículos de este estudio nos enseñan tres verdades:

👌 No debo cansarme de hacer el bien, porque Dios me recompensará por ello. (Gálatas 6:9)

👌 Dios nos creó por medio de Jesús para hacer el bien, y lo planeó desde mucho antes; todo lo que sucede en nuestra vida fue predestinado para que así sucediera. (Efesios 2:10)

¿Has escuchado esa canción que dice “...si todo fue creado para ti, yo también…” ?
Fuimos hechas con un diseño divino que trae incluido hacer el bien pero en nuestra condición humana es muy sencillo poner los ojos en nosotras mismas, olvidamos hacer el bien a otros. 
Entonces recordemos: “yo también fui creada para Él”. Fui creada para hacer el bien, incluso a nivel de Jesús que aún estando en la cruz intercede al Padre por nosotros. 

“...perdónalos, porque no saben lo que hacen…”  Lucas 23:34
👌 Dios be…

Sé valiente para enfrentar tus miedos

"Sé valiente." Cuando leí el título de nuestro estudio me puse a pensar sobre las veces que había elegido ser valiente, y las veces que el temor había sido mi elección.
Pienso que no soy la única a quien el miedo ha llevado por rumbos equivocados a cometer tonterías, producto de haberle dejado vencer sobre nuestra fe, sobre la seguridad que Dios nos promete en Su palabra:


"No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia."  Isaías 41:10
Este es uno de los versículos que sin duda ha sido de consuelo y fortaleza a lo largo de generaciones. El Señor comienza exhortando a no temer, y continúa dando razones claras para ello: “No temas porque…
       ➤ Yo estoy contigo"
➤ Yo Soy tu Dios"
➤ Te esfuerzo"
➤ Te ayudaré"
➤ Te sustentaré"

Querida lectora ¿A qué estás temiendo hoy? ¿Tal vez a alguna enfermedad, al desempleo, a no aprobar el examen de ing…