Ir al contenido principal

Tu esfuerzo vale la pena



¿Te has puesto a pensar que la naturaleza nos ofrece muchos ejemplos de trabajo arduo? Por ejemplo tenemos las plantas, que a pesar de las condiciones del clima y de cuánto sean azotadas, permanecen donde han sido plantadas. Pensando en animales, mira la hormiga, que sólo duerme una hora al día y el resto de la jornada la dedica a seguir trabajando. ¿Has notado lo curioso que es ver una hormiga cargando una hoja grande, manteniendo el equilibrio debajo de esa pesada carga?

Esto es el “Fruto del trabajo

“...lo que tú siembras no se vivifica, si no muere antes. Y lo que siembras no es el cuerpo que ha de salir, sino el grano desnudo, ya sea de trigo o de otro grano…”
1 Corintios 15:36‭-‬37

Piensa en un árbol frutal, un naranjo por ejemplo. Es el resultado de una semilla de naranja que fue sembrada desnuda. Ésta debió MORIR en la tierra para dar origen a la planta, la que debió crecer hasta hacerse árbol, cubrirse de flores, para luego producir naranjas. Esto lleva tiempo, mucho tiempo. ¡Y nosotras nos desesperamos porque no vemos el fruto que anhelamos, el resultado de nuestro trabajo! Queremos todo al instante, ¿cierto o no? La verdad es que en nosotras hay mucho que hacer morir antes de llegar a dar el fruto que Dios desea; así como Cristo tuvo que morir para cumplir la voluntad del Padre, para regalarnos la Salvación, y para que llegáramos a ser el fruto de la aflicción de Su alma, según Isaías 53:11

Y así como la naturaleza tiene siempre la recompensa por su trabajo, nosotras también la tendremos por nuestra labor en la obra de Dios. En el versículo del día, Pablo nos recuerda esta hermosa promesa del “fruto del trabajo“:

“Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es en vano”.
1 Corintios 15:58 

Y hay más promesas que Dios nos recuerda, echemos un vistazo en el libro de Proverbios:

"El que desea tener sin trabajar, al final no consigue nada; ¡trabaja, y todo lo tendrás!"
Proverbios 13:4 (TLA)

“Pasé junto al campo del hombre perezoso, Y junto a la viña del hombre falto de entendimiento…”
Proverbios 24:30-34

¿Sabes que el hombre perezoso es mencionado catorce veces en la Biblia? Este dato me hace reflexionar en lo que Dios espera de mí; este hombre perezoso es tildado de negligente, duerme todo el tiempo, está lleno de cansancio, malgasta su tiempo y su dinero. ¿Eres una chica perezosa, sujeta a la cama, a la televisión, a las redes sociales?  ¿O quieres ser una chica diligente, siempre lista?

“También el que es negligente en su trabajo es hermano del hombre disipador”.
Proverbios 18:9 

“El alma del que trabaja, trabaja para sí, porque su boca le estimula”.
Proverbios 16:26

Quiero preguntarte, ¿Estás esforzándote mucho por trabajar para el mundo o lo estás haciendo para Dios?

No quiero decir que tener un trabajo secular sea malo, de hecho es el medio para poder satisfacer nuestras necesidades básicas, como dice este versículo en otras versiones “...el hambre nos motiva a seguir…” pero esto no debe convertirse en nuestra excusa para codiciar más cosas; tener el último modelo de celular, lo último en la moda, el último auto… y poco a poco nuestro corazón se va envaneciendo.

“En esto es glorificado mi Padre, en que llevéis mucho fruto…”
Juan 15:8 
 
Dios se complace en que trabajemos y demos mucho fruto. Para ello es necesario morir, pero recuerda “...que nuestro trabajo para el Señor no es en vano” 1 Cor. 15:58

¿Estás dispuesta a dar mucho fruto, a trabajar arduamente para el Señor?

                                              💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧


💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦


ACERCA DEL AUTOR
Laura Alfaro  
Tiene 28 años, es Costarricense. Sirve a los jóvenes en una agencia misionera junto a su esposo, cree firmemente en el discipulado basado en el modelo de Jesús y establecer relaciones fuertes. Le apasiona servir a las mujeres dentro de ADG






Recuerda que estamos estudiando la serie "Promesas de Dios" 
¡Revisa el plan de lectura!

Semana 2 - Dios te guiará



Si recién descubriste nuestra página y deseas incorporarte a la serie de estudio actual puedes consultar nuestro método de estudio.

¡Si estás siguiendo el estudio con tu grupo presencial o virtual no olvides compartir lo que aprendiste el día de hoy, tu aporte puede ser de estímulo para otra joven como tú!

Comentarios

También te recomendamos leer:

Sé Valiente - descarga tus materiales

"Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas". Josué 1:9 A todas nos gustan las historias de valentía y heroísmo porque en ese héroe o heroína vemos algo que nos falta, deseamos parecernos a alguien que es noble o audaz, justo o audaz, y deseamos poder ser así. Muchas, si no todas, hemos experimentado un miedo que nos ha impedido tomar un camino desconocido. Sabemos el tipo de debilidad que puede hacernos rendir o ni siquiera intentarlo. También hemos experimentado una cobardía que nos hace dudar, sentirnos abrumadas y alejarnos de lo que Dios quiere que hagamos. Entonces, cuando leemos o vemos historias de heroísmo y valentía, nos animamos. Cuando observamos a alguien tener coraje en medio del miedo, sin desanimarnos en medio de la adversidad, y resueltos en medio de la debilidad, nos sentimos inspiradas a ser valientes. Pero esta valentía suele durar poco porque la motivación terrenal …

La batalla de toda cristiana

El plan de lectura para nuestro estudio ¡Sé VALIENTE! inicia con los versículos 11 y 12 del capítulo 6 de la primera carta de Pablo a Timoteo, que en mi biblia, y tal vez también en la tuya, tienen como encabezado: ‘’La buena batalla de la fe’’. Me llama la atención que el apóstol enumera cosas de las que debemos huir, y otras que debemos seguir. Lo primero que leemos en el v 11 es:

“Mas tú, oh hombre de Dios, huye de estas cosas”

¿Cuáles son aquellas cosas de las que Timoteo, como hijo de Dios, debía huir? Las podemos encontrar al inicio del capítulo, y son:
➥ Deshonra a las autoridades (vs.1-2) ➥ Lucha de argumentos (vs.4-5) ➥ Doctrinas falsas (v. 4) ➥ Falsos maestros que se aprovechan (vs. 5-9) ➥ Amor al dinero (v. 9)

Todas estas cosas, definitivamente, son un estorbo para poder pelear la buena batalla de la fe.

Continuamos leyendo:
“Persigue la justicia y la vida sujeta a Dios, junto con la fe, el amor, la perseverancia y la mansedumbre.” (v 11 NTV)
¿Dónde podremos encontrar todos esto…

Valiente para hacer el bien

¿Qué es el bien? ¿Qué es ser valiente? Piensa por un momento en alguna persona, héroe o heroína, que te haya impactado. ¿Cómo es su vida? ¿Qué es lo que llama tu atención? 

Los versículos de este estudio nos enseñan tres verdades:

👌 No debo cansarme de hacer el bien, porque Dios me recompensará por ello. (Gálatas 6:9)

👌 Dios nos creó por medio de Jesús para hacer el bien, y lo planeó desde mucho antes; todo lo que sucede en nuestra vida fue predestinado para que así sucediera. (Efesios 2:10)

¿Has escuchado esa canción que dice “...si todo fue creado para ti, yo también…” ?
Fuimos hechas con un diseño divino que trae incluido hacer el bien pero en nuestra condición humana es muy sencillo poner los ojos en nosotras mismas, olvidamos hacer el bien a otros. 
Entonces recordemos: “yo también fui creada para Él”. Fui creada para hacer el bien, incluso a nivel de Jesús que aún estando en la cruz intercede al Padre por nosotros. 

“...perdónalos, porque no saben lo que hacen…”  Lucas 23:34
👌 Dios be…

Sé valiente para enfrentar tus miedos

"Sé valiente." Cuando leí el título de nuestro estudio me puse a pensar sobre las veces que había elegido ser valiente, y las veces que el temor había sido mi elección.
Pienso que no soy la única a quien el miedo ha llevado por rumbos equivocados a cometer tonterías, producto de haberle dejado vencer sobre nuestra fe, sobre la seguridad que Dios nos promete en Su palabra:


"No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia."  Isaías 41:10
Este es uno de los versículos que sin duda ha sido de consuelo y fortaleza a lo largo de generaciones. El Señor comienza exhortando a no temer, y continúa dando razones claras para ello: “No temas porque…
       ➤ Yo estoy contigo"
➤ Yo Soy tu Dios"
➤ Te esfuerzo"
➤ Te ayudaré"
➤ Te sustentaré"

Querida lectora ¿A qué estás temiendo hoy? ¿Tal vez a alguna enfermedad, al desempleo, a no aprobar el examen de ing…