Ir al contenido principal

Deja de revolotear de aquí para allá



“Sécase la hierba, marchítese la flor; mas la palabra del Dios nuestro permanece para siempre”. 
 Isaías 40:8

Los colores en el paisaje que pinta el otoño me fascinan. Me gusta caminar con las manos en los bolsillos del abrigo, buscando las hojas secas recién caídas de los árboles para hacerlas crujir debajo de mis pies. Lo cierto durante toda esa época es que las hojas verdes de verano ya no tienen vida y dejan de ser parte de los árboles para caer al suelo y ser pisoteadas, quedando a merced del viento que las revolotea por donde él quiere. 

Mi vida es como la hierba, y mi belleza es como una flor.  Un día parezco estar en la cúspide de logros, sentimientos y fuerza de voluntad para llevarme el mundo por delante, pero de un momento a otro ando perdida divagando entre ¿quién soy? ¿qué hago aquí? y no puedo dejar de sentir que la vida misma me pisotea y que las circunstancias me despedazan hasta quedar como nada.  

Este es el planteamiento que hace la primera parte del verso de Isaías, los seres humanos no están libres de padecer enfermedades terminales, abuso sexual, abandono, discriminación, fracasos amorosos, proyectos inconclusos, etc.  Son realidades que nos tocan de cerca a todos, inclusive a los cristianos. Todos los estilos de vida posibles sobre la faz de la tierra son como la hierba que se seca, y todas las fuentes de felicidad humana son como las flores que se marchitan.  Así de frágiles son nuestros días.  

Pero así como un arco iris cambia el paisaje de un día nublado, la promesa del mismo Señor de que Su palabra permanence para siempre me conforta, me da seguridad y me refugia en la Roca. No es una roca que nació conmigo y se extinguirá cuando yo muera, como un ángel guardián. Tampoco es esa clase de amuleto de la suerte que me infunde una seguridad para ciertos temores. Mucho menos, es una roca producto de mi imaginación, que puedo moldear con mi pensamiento y fantasear que saldrá a mi rescate cuando la necesito. 

Es la Roca que ha estado presente desde la eternidad y estará firme hasta la eternidad. Es la Roca que le dio vida física al hombre y puede darle redención eterna, es la Roca que se ofreció al mundo para ser su soporte pero fue desechada por los hombres, y sigue siendo la única capaz de sostener el universo entero. Esa Roca es Cristo, el Verbo, la Palabra de Dios. 

Isaías dice que la Palabra de Dios permanece por siempre, y esta Palabra es Dios hecho hombre que descendió del cielo para mostrarnos que sólo restableciendo la relación con Él podemos hallar eterno refugio en la Roca.  Es allí donde nuestros pies serán afirmados y dejaremos de revolotear como hierba seca arrastrada por el viento cuando atravesamos las circunstancias dolorosas de la vida. Entonces podremos decir como el salmista:


"Porque tú eres mi roca y mi castillo; Por tu nombre me guiarás y me encaminarás."
Salmos 31:3 

Cristo no nos promete que quitará el dolor que sufrimos, ni tampoco eliminará los recuerdos que tratamos de olvidar, pero Él será para nosotras una roca suficientemente fuerte como para sostener todo nuestro peso, no los 40 – 50 – 60 kilos que pesamos, sino las toneladas de secretos, heridas y pecados que nos pesan en el corazón. Cristo cargó con todos ellos en la cruz. No los volvamos a poner en nuestra mochila. 

Porque ¿quién es Dios sino sólo Jehová? ¿Y qué roca hay fuera de nuestro Dios?” 

 Salmos 18:31






💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧


ACERCA DEL AUTOR  


Angélica Jiménez
Hija de Pastores misioneros de nacionalidad Colombiana, ha servido desde los 9 años junto a sus padres en los países de Bolivia y Argentina. Diagnosticada alrededor del año 2009 con Síndrome de Eisenmenger ha propuesto en su corazón servir a Dios hasta el día en que él se lo permita. Sus experiencias en la obra misionera continúan labrando el sueño de brindar herramientas bíblicas para las jóvenes de hoy.


💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧


Recuerda que estamos estudiando la serie "Promesas de Dios" 
¡Revisa el plan de lectura!

Semana 2 - Dios te guiará


Si recién descubriste nuestra página y deseas incorporarte a la serie de estudio actual puedes consultar nuestro método de estudio.

¡Si estás siguiendo el estudio con tu grupo presencial o virtual no olvides compartir lo que aprendiste el día de hoy, tu aporte puede ser de estímulo para otra joven como tú!

Comentarios

También te recomendamos leer:

Amor fiel (Oseas) - Descarga tus materiales

No habían permanecido fieles a Dios, sino que Él permaneció fiel a ellos.

El libro de Oseas fue escrito para mostrarle al pueblo de Israel el amor fiel de Dios. Israel se había rebelado contra Dios una y otra vez. Los reyes de Israel habían extraviado al pueblo, seguían a los dioses falsos y profanaban el templo de Dios. La gente había olvidado quiénes eran y de quién eran. Israel se había apartado de Dios, de Aquel que los había elegido, los había protegido, los había provisto y los había bendecido. Se habían prostituido con otros dioses y otras naciones. Sus corazones adúlteros e idólatras los habían alejado de Dios.

Oseas era solo un hombre.

Fue un profeta en Israel con un llamamiento único de Dios. Le pidieron que se casara con una prostituta y permaneciera fiel y leal a ella. Oseas se casó con Gomer, que le fue infiel. Sin embargo, una y otra vez, Oseas redime a Gomer y la devuelve a sí misma.

Dios le dio a Oseas un llamado específico y un mensaje específico para el pueblo de Is…

Un llamado inusual

El reto de este 2019 es memorizar porciones bíblicas, y comencé con 2 Timoteo capítulo 2, he estado repitiendo y repitiendo en cada porción de tiempo libre, pero hoy me detengo aquí: “…Si fuéremos infieles, él permanece fiel. Él no puede negarse a sí mismo…”.  En realidad, el Señor me ha retenido aquí poniendo una señal de PARE en mi camino para comprender cuál es el profundo significado de nuestra infidelidad a la luz de Su fidelidad; creo francamente que también es lo que quiere hacer con cada una de nosotras. Así que abramos nuestras Biblias en el pequeño libro de Oseas para desplegar el abanico infinito de la Fidelidad de Dios. 

Pero antes, analicemos el contexto en el que Oseas se encuentra: 
1 Reyes 12 nos narra la división de las doce tribus de Israel en dos: 
Israel, también conocido con los nombres de Reino del Norte, Jacob y Efraín (este último, usado en el libro de Oseas), formado por diez tribus.  
Judá, también llamado Reino del Sur, conformado por las tribus de Judá, Benjamí…

Valiente en medio de la tentación

Tenía yo apenas trece años, y mi mamá me decía: “Anto, aprende a decir que no.”  Crecí, y a los dieciocho años mi mamá seguía diciéndome: “Anto aprende a decir que no.”
Hoy estoy a menos de sesenta días de casarme y ¡cuánto me ayudó cada palabra de mi madre, cada advertencia de decir que no!  

A lo largo de estos pocos años que el Señor me permitió vivir, me di cuenta de lo  difícil que es decir que no a ……………. (puedes agregar la frase que te venga en mente, aquello a lo que siempre dices que sí y cedes) ¡Cuán débiles somos! 

 🔼 Eva, cuando fue tentada a tomar del fruto prohibido, ¿pudo decir que no? 
 🔼 David, cuando vio a Betsabé y la deseó, ¿pudo decir que no?
 🔼 Sansón, ante la insistencia de Dalila, ¿pudo decir que no?

La respuesta es NO. Cedieron a la tentación y cayeron. Pero todos ellos, luego del quebranto y arrepentimiento, fueron restaurados. ¡Cuánto placer, alivio y gratitud llegó después de haber experimentado la gracia del perdón de Su Salvador!

A lo largo de toda la histori…

Tú primero, después yo

El reto de hoy no es para todas las personas, veamos las palabras de Pablo al iniciar...


“...si hay alguna consolación en Cristo, (si Cristo les ha dado a ustedes el poder de animar a los demás), si algún consuelo de amor, (si el amor que ustedes tienen los lleva a consolar a otros),  si alguna comunión del Espíritu, (si tiene el mismo Espíritu Santo), si algún afecto entrañable, si alguna misericordia (si son compasivos)...” Filipenses 2:1 RVR(TLA)
¿Consideras que estás dentro de ese rango de personas? ¡Entonces eso es para ti! Es un poco loco decir que esto no es para todos pero, ¿sabes amada amiga? actualmente, el mundo impone la cultura del “YO, YO, YO”; vivimos en un mundo que busca la satisfacción personal primero. En una empresa, por ejemplo, se busca subir de puesto sin importar a quien se lastime; las personas son utilizadas hasta lograr lo que los líderes quieren. Prestando atención podremos ver que en la pirámide social, el jefe o el líder está en la posición más alta, la que …