Ir al contenido principal

Misericordia innegable



Durante tres semanas hemos estado viendo cómo Dios ha mostrado misericordia por Su pueblo infiel, infidelidad tras infidelidad. El Señor no ha cambiado, y Su amor ha permanecido inamovible.


¡Ay de ellos! porque se apartaron de mí; destrucción vendrá sobre ellos, porque contra mí se rebelaron; yo los redimí, y ellos hablaron mentiras contra mí. Y no clamaron a mí con su corazón cuando gritaban sobre sus camas; para el trigo y el mosto se congregaron, se rebelaron contra mí. Y aunque yo los enseñé y fortalecí sus brazos, contra mí pensaron mal. Volvieron, pero no al Altísimo; fueron como arco engañoso; cayeron sus príncipes a espada por la soberbia de su lengua; esto será su escarnio en la tierra de Egipto.
Oseas 7:13-16


Israel se negó recurrir a Dios para pedir ayuda y no es fácil reconocerlo; pero, lamentablemente y sin dudar, me incluyo entre quienes adoptan la mala costumbre de acudir a Dios cuando nos encontramos en problemas, cuando los días se vuelven malos, cuando ciertas personas no pueden ayudarnos, ni dar respuestas, o después del fracaso al intentar resolver el problema por cuenta propia. Probamos de todo en lugar de acudir a Él primero… Y ahora bien, ¿te identificas con el pueblo de Israel? Yo sí, pero también con la promesa de Dios, leamos:


“Sin embargo, él tuvo misericordia y perdonó sus pecados,  y no los destruyó a todos. Muchas veces contuvo su enojo  y no desató su furia”.
Salmos 78:38 (NTV)

La misericordia de Dios está al alcance de quien, con corazón humilde, se vuelve al Señor.  A pesar de las malas decisiones que lo apartaron de Su camino, a pesar de los pecados cometidos, a pesar de las caídas, el Señor aun extiende su misericordia y lo restaura.

Y a medida que vamos recorriendo el libro de Oseas, vemos el carácter de nuestro Dios, amoroso, misericordioso, compasivo y también justo y soberano. Pero asimismo vemos un pueblo que se aleja más y más de su Dios, adorando a becerros de oro y edificando altares para continuar pecando, y como consecuencia, el inevitable juicio del Señor, ¿por qué?
    🔼  Por su soberbia
    🔼  Por su necedad
    🔼  Por huir de Dios y olvidarlo
    🔼  Por su idolatría
    🔼  Por no tomar en cuenta la palabra de Dios  (Oseas 7-8)

Tenemos que ser conscientes que lo único que traerá el pecado consigo es el alejamiento de nuestro Señor. Es verdad que el pecado jamás se va a mostrar como algo horrendo o detestable a la vista, muchas veces viene disfrazado muy sutilmente, y cuando más vulnerables nos encontramos. Descuidamos nuestra relación con el Señor, porque es fácil dejar de orar, dejar de leer Su palabra y más aún dejar de congregarnos.  Reemplazamos nuestros tiempos con el Señor con otras actividades como las redes sociales, los amigos, la pareja, el estudio, el trabajo, etc. y permitimos que estos se conviertan en becerros de oro, en altares que estamos prestos a honrar. Poco a poco, muy cautamente, nos alejamos de nuestro Señor, y cuando nos damos cuenta, estamos lejos de Dios, de la manera que jamás imaginamos, porque preferimos dar lugar a deseos pasajeros, y la supuesta satisfacción que produce una pasajera “felicidad” en lugar del gozo eterno que da el Señor Jesucristo.

Pero la paciencia y misericordia de Dios continua siendo innegable…
¿Y qué, si Dios, queriendo mostrar su ira y hacer notorio su poder, soportó con mucha paciencia los vasos de ira preparados para destrucción,
Romanos 9:22

En Oseas capítulo 9 y 10 continuamos viendo la persistencia en una actitud de error de parte del pueblo de Israel, aun siendo avisados de estar equivocados, lo cual traería malas y fatales consecuencias. Y es lo que precisamente hicieron, persistir en su actitud infiel, pese a toda advertencia. Las consecuencias de la persistente infidelidad de Israel, en Oseas capítulos 9 y 10:
    🔼  Exilio
    🔼  Castigo 
    🔼  Esterilidad y duelo
    🔼  Sequedad y vagabundeo sobre Israel

Nuestro Dios es justo, y demanda que la transgresión sea castigada (Romanos 3:23). Aunque muchas veces el pecado nos nubla y olvidamos esta gran verdad, nadie puede huir de las consecuencias de nuestras transgresiones. Amiga aún hay tiempo para arrepentirnos de nuestras infidelidades porque Su gracia y misericordia aún está extendida, ¿la tomarás hoy? Corre a la cruz donde el único que podía juzgarte, decidió tomar tu lugar, mi lugar, recibiendo el castigo justo del Justo Padre. Dios es justo y nosotras deberíamos reconocer como el rey David: “No ha hecho con nosotros conforme a nuestras iniquidades, Ni nos ha pagado conforme a nuestros pecados” (Salmos 103.10)

💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧



ACERCA DEL AUTOR

Sandra Karina Condori

Tiene 28 años, de nacionalidad boliviana, soltera. Convencida que la voluntad de Dios es buena, agradable y perfecta. Sirve al Señor en el Ministerio de niños de su Iglesia local y a mujeres y jovencitas a través de ADG.


💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧



Estamos estudiando la serie "Amor Fiel (Oseas)" 
¡Revisa el plan de lectura!

Semana 4 





💦💧💦💧💦💧💦


Versículo a Memorizar




Si recién descubriste nuestra página y deseas incorporarte a la serie de estudio actual puedes consultar nuestro método de estudio.

¡Si estás siguiendo el estudio con tu grupo presencial o virtual no olvides compartir lo que aprendiste el día de hoy, tu aporte puede ser de estímulo para otra joven como tú!

Comentarios

También te recomendamos leer:

Vulnerables ante Cristo - Descarga tus materiales

¿Qué harías si tus más íntimos secretos, aquello que realmente eres y que nadie sabe fueran descubiertos?
Cada vez que sales de casa repites toda una serie de acciones para estar lista, tu mente también lo hace, sin darte cuenta preparas máscaras invisibles y en ocasiones murallas que te protegen y te aíslan de las demás personas, insistes en mantenerte al margen de todos para evitar el dolor.
La Biblia nos cuenta nada más que una sola escena en la historia de una mujer, que siendo presa de sus secretos más íntimos moría lentamente. Aislada de la sociedad, hacía un sobre esfuerzo por mantener una vida normal, hasta que el Hijo de Dios se le cruzó en el camino.
En esta única conversación, donde sólo participan Cristo, ella y un cántaro vacío, los secretos más ocultos serán revelados por el poder de Dios. Ella no está obligada a continuar con esa incómoda situación, ella tiene la opción de regresar corriendo a casa y recomponer sus murallas para mantenerse a salvo, o tiene la opción de ha…

Sedienta de algo más

Dios es nuestro creador, y como creador absoluto de todo y de todos, él ha puesto en nuestro corazón un vacío que solo puede ser llenado por su amor, un deseo que solo puede ser satisfecho por su presencia. Cada ser humano tiene en su ser la necesidad de abastecerse con algo o alguien; sin embargo, ese algo o alguien nunca será suficiente a pesar que lo busque, y la razón mi querida amiga, es porque esa necesidad es espiritual y solamente Dios puede llenarla por ser quien es.
Porque dos males ha hecho mi pueblo: me dejaron a mí, fuente de agua viva, y cavaron para sí cisternas, cisternas rotas que no retienen agua. Jeremías 2:13
El pueblo Israel en vez de satisfacer su necesidad espiritual con Dios, el único con la potestad de hacerlo y en toda su plenitud, desvió su mirada de Dios inclinando su corazón a la idolatría, ya que se volvieron negligentes en el andar de la fe, descuidaron la palabra de Dios y sus ordenanzas. Además, buscaron sustitutos a la percepción de sus ojos para abaste…

Lo que no quieres que nadie sepa acerca de ti

“Porque tú dices: Yo soy rico y me he enriquecido, y de ninguna cosa tengo necesidad; y no sabes que tú eres un desventurado, miserable, pobre, ciego y desnudo”. Apocalipsis 3:17
Era como la hora sexta. Justamente la hora más calurosa del día, donde todo el mundo estaba resguardado del calor abrasador a menos que una emergencia le obligara a salir de la sombra fresca. Pero hay una mujer en Sicar que se prepara todos los días para salir a esa misma hora, ella prefiere pasar por el sacrificio de insolación que aguantar las miradas escandalosas de la gente que critica sin piedad.
Clara no puede permanecer en un trabajo estable, al principio es puntual, responsable y de excelente empatía, pero cuando la presión del trabajo comienza a emerger y sus superiores le corrigen pequeños errores, ella prefiere ser impuntual, tomar días de reposo por enfermedad hasta el punto de abandonar su trabajo que soportar la corrección de sus jefes y sugerencias de sus compañeros.
Briana es reconocida por la …

Hablar o callar

Hace unos días leí una frase que decía: “dile a las personas lo hermoso que ves en ellas. No para que te amen, sino para que se amen”. ¿Crees que es importante escuchar que alguien te recuerde lo bella que eres, que alguien te diga, eres valiente, inteligente, “tu puedes hacerlo”, etc.? A mí me anima mucho escucharlo y decirlo también. Pero aun para hablar de lo hermoso que vemos en los demás, tenemos que ser muy sabias y que nuestras palabras sean realmente sinceras de lo contrario se convertirían en mentiras hipócritas. ¡Querida! La verdad es que no siempre hablamos palabras alentadoras a los demás, muchas veces utilizamos nuestra lengua para ridiculizar, subestimar o difamar a otra persona.
Más yo os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres, de ella darán cuenta en el día del juicio. Porque por tus palabras serás justificado, y por tus palabras serás condenado. Mateo 12:36-37
La palabra que más llamó mi atención en los pasajes leídos fue la palabra “ociosa” así que me puse…