Ir al contenido principal

P.S. Te amo


Algo característico de las chicas, y me atrevería a decir, de todas las edades,  es que somos muy sensibles y emocionales, por lo que nos apasionamos con  las historias de amor ¿cierto? 


Puede que en estos momentos estés viviendo una de ellas, o quizá vivas de cerca la de alguien más, o la estés encontrando en la lectura de algún libro. 

Las historias de Amor involucran a dos personas que están unidas a través de un mismo sentimiento y emociones del uno hacia el otro.  Esperamos siempre que concluyan en esa frase tan trillada …. Y fueron felices para siempre.

Lo que ya no parece tan bonito, sino por el contrario lastima y duele, es la aparición de La Infidelidad dentro de una relación.
  
Durante la primer semana de este estudio de Oseas nos fuimos familiarizando con sus personajes, algunos de los cuales ya pintan como villanos, como es el caso de Gomer, una mujer infiel.

Quisiéramos entender el porqué de su actitud, y seguramente la juzgamos y somos duras en la sentencia, sin tener en cuenta qué podríamos ser nosotras jugando su mismo papel.  

Recordemos que el propósito de Dios al mandar a Oseas tomar una mujer prostituta por esposa era que el pueblo de Israel se sintiera identificado. Debía comprender que estaban siendo infiel a su Dios al rendirse ante otros dioses y olvidar los mandamientos de Jehová.

El pecado siempre ha existido, pero está en nosotras escoger entre el bien y el mal, entre tomar la decisión de continuar en el error o apartarnos de él.
  
La infidelidad es la falta de firmeza y constancia en los afectos, ideas y obligaciones. El pecado nos hace ser infieles a Dios. 


“He aquí yo pongo hoy delante de vosotros la bendición y la maldición: la bendición, si oyereis los mandamientos de Jehová vuestro Dios, que yo os prescribo hoy, y la maldición, si no oyereis los mandamientos de Jehová vuestro Dios, y os apartareis del camino que yo os ordeno hoy, para ir en pos de dioses ajenos que no habéis conocido”.
 Deuteronomio 11: 26-28

Dios es muy claro a través de estos versículos. Según cómo elijamos tendremos como consecuencia bendición o maldición.

Ahora bien, Sí  Dios no nos amara de tal manera, se sentiría satisfecho tan solo con cumplir en advertirnos, y luego que nos toque enfrentar el castigo como resultado.

Pero Su perfecto amor va más allá de eso, involucra otro ingrediente tan único y especial de Dios que es Su misericordia.  A través de Su amor y misericordia nos perdona, porque Su deseo es siempre que volvamos a Él.

“Pero he aquí que yo la atraeré y la llevaré al desierto, y hablaré a su corazón." 
Oseas 2:14

¡Qué hermosa historia! En ella, el protagonista ama tanto que lo que más desea es tener de nuevo el corazón de su amada. 

Las acciones que nos llevan a pecar, indudablemente traerán consecuencias. Las malas decisiones nos harán pasar por momentos de desierto, pero en definitiva eso es muy necesario. Al final, el propósito de Dios siempre será que en Él encontremos todo lo que necesitamos.


Reconócelo en todos tus caminos, Y él enderezará tus veredas”. 
Proverbios 3:6

Dios es santo, y no soporta el pecado. En nuestra condición natural no podríamos estar con Él. Pero tanto nos amó, que entregó a Su hijo en sacrificio, para que por medio de Su sangre pudiéramos ser lavadas. Cada vez que pecamos, tenemos la oportunidad de arrepentirnos y buscar Su perdón.

Las jovencitas de hoy se encuentran frente a un mundo que les ofrece todo de manera fácil, atractiva y placentera. Buscar aceptación, o identificarse con alguien puede ser más común de lo que imaginamos.  Lo que Dios desea es que esa identidad que necesitamos tener, la encontremos siempre en Él. 


“Dame, hijo mío, tu corazón, Y miren tus ojos por mis caminos”.
 Proverbios 23:26

Recordemos que esa identidad que buscamos no nos hace pertenecer a determinado grupo en la sociedad  para ser aceptadas y sentirnos felices. Sino que nos baste saber que le pertenecemos a Dios, quien nos ha redimido, pagando el precio con la sangre preciosa de Jesucristo. 

El recordatorio que Dios nos hace mediante esta historia  es que por sobre todo Él nos Ama y nos perdona.

Así que el mejor rumbo que puede tomar esta preciosa historia de Amor entre Dios y nosotras es vivirla a través de esa misma fidelidad Suya, aceptando Su amor para vivir cada día por medio del él, y encontrar en Dios todo lo que nuestra alma necesita. 



💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧


ACERCA DEL AUTOR



                                       Grethel Elías Ruiz   
Guatemalteca y madre de dos increíbles chicas. Desde muy pequeña ha servido a Dios. Pero no fue hasta hace unos años cuando experimentó la separación de su esposo que le hizo tener un encuentro personal con Dios. Le apasiona compartir  del amor de Dios a través de su testimonio. Comparte en un programa de radio y atiende consejería. Conectada con cientos de mujeres en el mundo ella es parte del equipo de líderes de Ama a Dios grandemente desde 2016




💧💦💧💦💧💦💧💦💧💦💧


Estamos estudiando la serie "Amor Fiel (Oseas)" 
¡Revisa el plan de lectura!

Semana 2 





💦💧💦💧💦💧💦


Versículo a Memorizar




Si recién descubriste nuestra página y deseas incorporarte a la serie de estudio actual puedes consultar nuestro método de estudio.

¡Si estás siguiendo el estudio con tu grupo presencial o virtual no olvides compartir lo que aprendiste el día de hoy, tu aporte puede ser de estímulo para otra joven como tú!

Comentarios

También te recomendamos leer:

Con amor eterno te he amado

“Incluso antes de haber hecho el mundo, Dios nos amó y nos eligió en Cristo para que seamos santos e intachables a sus ojos” Efesios 1:4 (NTV)

Dios nos conoce desde antes de haber creado este mundo. Dios, mi querida amiga, nos amó mucho antes de que nosotras existiéramos.

A menudo trabajamos para ganarnos el amor de nuestras amigas. En ocasiones, también el de nuestros familiares, y si pensamos en el amor romántico, esperamos lograr que ese chico que nos gusta nos mire, para comenzar a ganarnos su amor. Si pensamos que así también debemos ganarnos el amor de Dios, es que nuestra mente no alcanza a comprender el verdadero amor, y esto sucede porque nuestro concepto de amor está totalmente distorsionado por el pecado.

Conocimos el amor cuando alguien nos lo manifestó primero. Cuando éramos pequeñas, nuestros padres nos cuidaban, nos protegían y demostraban su amor hacia nosotras cuando nos cargaban, abrazaban, consolaban e incluso cuando nos llenaban de besos y caricias.

Alguien nos most…

Introducción a Miedo y Ansiedad - Descarga tus materiales

¿Puedes imaginar la vida sin miedo o preocupación? No puedo porque es una parte de nuestras vidas, imaginar una vida sin el menor miedo, preocupación o ansiedad es prácticamente imposible. Adán y Eva fueron los únicos que pudieron experimentar este tipo de vida, hasta que desobedecieron la ley perfecta de Dios. A partir de ese momento, el miedo y todos sus parientes convirtieron en su hogar nuestros corazones.

Nadie es inmune. Todos lo experimentamos, desde una leve inquietud y preocupación hasta una ansiedad paralizante y un terror total. Podríamos pasar semanas hablando de todas las cosas que nos roban el sueño y atormentan nuestras mentes. En lugar de centrarnos en lo que nos afecta, debemos ver el miedo y la preocupación a la luz de quién es Dios y cómo podemos superarlo a través del poder de las Escrituras.

Pero, ¿qué es el miedo?

El miedo se define de muchas maneras diferentes. Es una sensación de ansiedad o temor sobre el resultado de algo, o el estrés de preguntarse si tus nec…

Dios te ama infinitamente

“Amados hijos míos, debemos amarnos unos a otros, porque el amor viene de Dios. Todo el que ama es hijo de Dios, y conoce a Dios.” 1 Juan 4: 7
Dios te ama, no es solo una frase que has escuchado o leído mucho, no son solo palabras que alguien te dice para hacerte sentir mejor.
Es algo más, va más allá de ser solo palabras. Es algo más profundo, Dios es efectivamente Dios ES amor y Su naturaleza es amarte.
El amor ES Dios y  aquel que ama es hijo de Dios y conoce a Dios, pero…  ¿qué es el amor?
Como aprendimos esta semana el amor: -No es envidioso -No busca lo suyo -No se enoja fácilmente -No juzga -No critica -Es paciente -Todo lo cree -Todo lo espera -

Dios te eligió

“Recuerden lo que ustedes eran cuando Dios los eligió. Según la gente, muy pocos de ustedes eran sabios, y muy pocos de ustedes ocupaban puestos de poder o pertenecían a familias importantes”. 1 Corintios 1:26-31 (TLA) Reflexionar es un tiempo que se invierte para pensar, meditar y recordar. Hoy es un buen día para tomar ese tiempo y recordar de donde Dios nos rescató. Es una buena oportunidad de echar una mirada al pasado y con agradecimiento y alegría reconocer lo mucho que necesitábamos de Él. Cada historia que tenemos para contar es diferente, los casos son únicos, pues como dice  un dicho muy famoso “cada cabeza es un mundo”  eso quiere decir que todos tenemos un testimonio diferente que contar. Puede que Dios te haya rescatado de la soledad, de la desesperación, de alguna adicción. Sin embargo algo que debemos de tomar en cuenta es que Dios te eligió, y no tú a Él. Tal vez alguien te decía que ya no tenías remedio, te tomaban como un caso difícil y perdido pero gracias al sacrific…